Keko Martínez

Planificación Patrimonial, El Camino

30 abril 2018 En Noticias 0 comentarios

“Dime dónde quieres ir, y te diré el camino a tomar”
Lewis Carroll, ‘Alice in Wonderland’´

 

Esta es la base de la Planificación Financiera (Financial Planning). Nosotros, en Ariete Familiy Office, hemos creado un modelo propio llamado ‘Plan Vital Patrimonial’.

Nuestro Plan Vital se basa en hacer que nuestros clientes piensen y sueñen, lo llamamos ‘Test de Sueños’.

Este ‘Test de Sueños’ nos muestra hacia donde les gustaría ir, un destino. A raíz de aquí trataremos de saber dónde estamos y qué podemos hacer para llegar hasta esos objetivos definidos. Y lo más importante

  • su test de perfil de riesgo,
  • su situación económica, financiera y de inversiones, y
  • sus condiciones particulares,

nos ayudarán a determinar si podremos llegar a los objetivos, o en caso contrario, hasta dónde podremos llegar, y redefinir así los objetivos.

Desde la creación de Ariete en 2009, con el trabajo diario y la experiencia adquirida, hemos pulido nuestro modelo y lo hemos plasmado en una herramienta informática en la que volcamos:

  • Objetivos vitales, Sueños.
  • Rentabilidades y riesgos de los distintos activos de inversión existentes en base al histórico.
  • Ajuste de expectativas futuras de estos activos.
  • Determinación mediante test del perfil de riesgo asumible por la familia.
  • Situación actual patrimonial familiar.
    • Activos
    • Pasivos
    • Ingresos futuros
    • Gastos corrientes
    • Gastos extraordinarios
  • Analizamos la situación actual, la mejoramos mediante planes individuales de cada área del patrimonio: financiera, fiscal, Legal, inmobiliaria, prevención y asegurador etc.
  • Desde ahí, y una vez se acaben esos ingresos ciertos, establecemos una expectativa de renta vitalicia que nos llevamos hasta la vejez.
  • Llevamos un control continuo y, de manera anual, rehacemos el plan vital patrimonial donde, de una manera gráfica,  determinamos si podremos llegar a los objetivos y lo mas relevante, saber si esa familia será independiente financieramente, es decir, que su propio patrimonio cubra las necesidades económicas corrientes y no corrientes.

Las familias que confían en nosotros están tranquilas, tienen el control sobre su futuro  y saben a ciencia cierta cómo será su día después de la vida laboral activa. Estar a su lado en este momento nos llena de orgullo y felicidad.

Ya lo hemos conseguido con numerosos deportistas profesionales que llegaron a nosotros llenos de incertidumbre respecto a su futuro económico, una vez retirados, ahora mismo disfrutan de estas rentas vitalicias. Con la tranquilidad económica resuelta pueden determinar con tranquilidad a qué se quieren dedicar en la nueva vida que suele empezar con 35 años, una vez se acaba la carrera deportiva.

Keko Martínez

No hay comentarios todavía.

Hacer un comentario

Acepto la política de privacidad

Arriba